¿Cuáles son los objetivos de la educación física?

Los objetivos de la educación física son un conjunto de postulados encaminados a aportar al bienestar integral del ser humano, por eso es una de las asignaturas obligatorias en las escuelas y entornos colectivos. 

El bienestar físico es fundamental para el desarrollo del ser humano. Se ha comprobado que la actividad física regular no solo aporta beneficios para el cuerpo, sino también para la mente y las emociones, por eso tener claro cuáles son los objetivos de la educación física te ayudará a comprender la importancia de esta área para la vida. 

Objetivos de la educación física

La educación física hace parte de las áreas educativas necesarias en los currículos escolares, no obstante, muchas personas desconocen la importancia de este tipo de aprendizajes o minimizan su importancia dentro de la educación. Es por esto que hoy queremos contarte cuáles son los objetivos de la educación física. 

1. Desarrollar competencias físicas  

El objetivo fundamental de la educación física es desarrollar competencias físicas en las personas, de modo que puedan interactuar efectivamente con su entorno, mediante el uso consciente de su cuerpo. La idea es que cada individuo pueda potenciar sus habilidades motrices y conectarse con el movimiento como una de las formas de conocer el mundo. 

2. Ser conscientes de nuestro propio cuerpo 

Ligado al objetivo anterior, la educación física nos permite ser más conscientes de nuestro propio cuerpo. Reconocer el funcionamiento de nuestro cuerpo nos permite conectarnos mejor con sus necesidades para comprenderlo mejor. Nuestro cuerpo es el vehículo que nos lleva por la vida y por medio de él tenemos la capacidad de expresarnos y relacionarnos con el exterior. Es por eso que adquirir consciencia corporal es fundamental para nuestro desarrollo. 

3. Desarrollar un estilo de vida saludable 

Los objetivos de la educación física están encaminados a estimular el desarrollo de un estilo de vida saludable para todas las personas, teniendo en cuenta que la adopción de hábitos que tengan como eje central la salud es imperativo, debido a los múltiples beneficios que estos aportan a nuestra vida. 

Los dos pilares de un estilo de vida saludables son: la alimentación y el deporte, es por esto que desde la educación física tanto desde su enfoque teórico como práctico, se busca que cada persona reconozca la importancia de mejorar sus hábitos en la búsqueda de ser responsables de sí mismos y de su propio bienestar. 

4. Aumentar el nivel de confianza en sí mismos 

La educación física contribuye también al fortalecimiento de la salud psíquica de los individuos. Es preciso reconocer que lo interior y lo exterior se corresponden, de este modo lo que le pasa a nuestro cuerpo, afecta también nuestros pensamientos y emociones. 

La conexión con el cuerpo le permite a las personas desarrollar diversos tipos de habilidades físicas, que a su vez generan satisfacción y ayudan a mejorar la percepción que cada uno tiene sobre sí mismo. De este modo se logra un aumento en el nivel de confianza que beneficia a un ser humano desde todos los niveles. 

5. Potenciar el desarrollo cognitivo 

Uno de los objetivos de la educación física es estimular el desarrollo cognitivo en las personas. Todo esto se sustenta en que se ha comprobado que la actividad física mejora la plasticidad, disminuye el estrés, estimula la creación de nuevas neuronas y  mejora la capacidad de procesamiento de la información, entre otros factores fundamentales para un desarrollo cognitivo óptimo.

6. Mejora las habilidades relacionales

Uno de los componentes necesarios para vivir en armonía es estar bien adaptado a las dinámicas sociales. Para lo anterior es fundamental el desarrollo de habilidades relacionales que se forjan desde la infancia. La educación física promueve las actividades deportivas en entornos grupales, fortaleciendo de esta manera el trabajo en equipo y la capacidad de relacionarnos con otros. 

7. Mejorar la salud mental

Por medio de la educación física se pretende concientizar a las personas en cuanto a los beneficios de la actividad física y los hábitos saludables para mantener el equilibrio mental. La actividad física ayuda a disminuir el estrés, la ansiedad y la depresión, factores que alteran notablemente la vida cotidiana de los seres humanos. Por medio del ejercicio, el deporte y los hábitos de vida saludables podemos asegurar un mejor rendimiento mental y reducir la posibilidad de aparición de enfermedades mentales. 

8. Promover espacios de esparcimiento 

La educación física promueve espacios de esparcimiento y recreación necesarios para el desarrollo integral de los seres humanos. Los seres humanos somos seres integrales, para poder alcanzar el equilibrio no solo debemos ser productivos y enfocarnos en la consecución de ciertas metas, sino que necesitamos de espacios de esparcimiento que nos aporten un plus de relajación para afrontar de mejor manera los diversos retos de la vida. 

Por medio de la educación física, se busca que las personas reconozcan el deporte y el ejercicio como un espacio de relajación y esparcimiento necesario para tener una vida equilibrada. 

9. Conocer nuestro cuerpo 

Como lo mencionamos anteriormente, la educación física tiene un componente teórico y otro práctico. Por medio de la teoría se pretende que las personas puedan reconocer cómo funciona su cuerpo y qué necesita para estar saludable. Todo esto con el fin de que las herramientas teóricas adquiridas puedan ser puestas en práctica, en la búsqueda de mejorar nuestra calidad de vida. 

10. Aumentar el amor propio 

Como has podido observar, la educación física mejora en gran medida la relación con nuestro cuerpo. Con relación a esto, es preciso decir que muchos de los problemas de autoestima tienen que ver con problemas de autopercepción derivados de la relación con nuestro cuerpo. Si tenemos una relación deficiente con nuestro cuerpo, es probable que nuestro amor propio se encuentre en descenso, por el contrario, conocer nuestro cuerpo y tratar de cuidarlo es una señal de amor propio que contribuye positivamente a que desarrollemos una buena autoimagen. 

En términos generales, estos son algunos de los objetivos de la educación física para la vida de las personas. Esperamos que después de leer esto, así no estés en etapa escolar, pongas a funcionar tu memoria y recuerdes todo lo aprendido en torno al tema para aplicarlo a tu vida. 

Si quieres aprender más, sigue leyendo: Profesiones deportivas al aire libre para mejorar tu salud

Referencias bibliográficas

Delgado, M., Fernández, M. D., Tercedor, P., & Sánchez, P. T. (2002). Estrategias de intervención en educación para la salud desde la educación física (Vol. 27). Inde.

Kirk, D. (1990). Educación física y currículum (Vol. 3). Universitat de València.

Le Boulch, J. (1993). El lugar de la Educación Física en las Ciencias de la Educación. In I Congreso Argentino de Educación Física y Ciencias (La Plata, 8 al 12 de septiembre de 1993).

Morales, S., & González, S. A. (2014). Teoría y metodología de la educación física. Quito, Ecuador: Editorial de la Universidad de las Fuerzas Armadas ESPE.

Karla Arango
Filóloga hispánica, investigadora literaria y poeta.

Deja un comentario