Modos discursivos: definición, tipos y ejemplos

Los modos discursivos son las diferentes formas escriturales que usamos para cumplir con nuestros objetivos comunicacionales y hacer que el lector comprenda lo que queremos transmitir con mayor facilidad. 

Aprender sobre los modos discursivos, te ayudará a comunicarte de un modo más fluído y es por eso que hoy te contaremos todo lo que sabemos sobre el tema.

Recuerda que la comunicación es la base de la civilización, y por ende, aprender sobre modos discursivos es excelente para cualquier entorno en el que te desenvuelvas. 

¿Qué son los modos discursivos?

Se denominan modos discursivos a todas aquellas modalidades textuales o discursivas que elige el escritor para organizar los elementos dentro de un texto y transmitir un mensaje de modo más efectivo

Cuando hablamos de discurso, solemos pensar que se refiere solo a las manifestaciones orales, a la exposición de algún tema por medio de palabras. No obstante, en este contexto la palabra discurso alude a todas las ideas, emociones, pensamientos o información que una persona transmite a través de las palabras, bien sea de modo oral o escrito. 

Clasificación de los modos discursivos 

En términos generales, los modos discursivos se dividen en cuatro categorías 

  • Lenguaje: Verbal y no verbal. 
  • Tipo de texto: Texto literario, texto científico, texto periodístico…
  • Prototipos textuales: Narración, descripción, argumentación, exposición y diálogo. 
  • Contenido: Es el tipo de manejo que le des a un tema determinado. 

Los modos discursivos adecuados se elegirán de acuerdo al objetivo principal del texto, cabe aclarar que acá aunque acá usamos la palabra textos, nos referimos a cualquier tipo de manifestación discursiva. 

Después de conocer un poco sobre los modos discursivos, te contaremos un poco sobre las tipologías más comunes de los modos discursivos. 

Tipos de modos discursivos con ejemplos 

Ahora que sabes a grandes rasgos qué son los modos discursivos, es momento de profundizar un poco en los tipos de modos discursivos, para que comprendas mucho mejor el tema. 

1. Definifición

La definición, como su nombre lo indica, consiste en dar el concepto específico de algo, para resaltar la definición e importancia de algo. 

Por ejemplo: Según el Diccionario de la Real Academia Española, el aborto es: Interrumpir, de forma natural o provocada, el desarrollo del feto durante el embarazo.

2. Demostración

La demostración busca evidenciar por medio de pruebas o argumentos la validez de una afirmación. 

Por ejemplo: Correr 30 minutos al día mejora tu salud integral. De acuerdo con un estudio realizado por investigadores de Yale, la persona que camina por lo menos 30 minutos diarios, mejora su sistema circulatorio, eleva las defensas y disminuye el estrés. 

3. Comparación

Dentro de los modos discursivos, la comparación consiste en contrastar la información con respecto a dos o más cosas, para resaltar algún tipo de información y descubrir similitudes o diferencias. 

Por ejemplo: El uso generalizado de las redes sociales puede interferir en la capacidad de socialización de las personas. Si comparamos los adolescentes y nativos digitales, con la generación anterior que creció en un mundo sin internet, podemos comprobar que quienes no estuvieron mediados por los estímulos digitales son capaces de entablar conversaciones en vivo y en directo, con mayor facilidad. 

4. Especificación

La especificación consiste en ofrecer al receptor la mayor cantidad de información posible para comprender un texto plenamente. 

Por ejemplo: Cuando hablamos de relaciones, nos referimos específicamente a los vínculos emocionales de pareja. 

5. Refutación

La refutación es un tipo de afirmación que niega o se opone a una idea específica. 

Por ejemplo: Dicen que en latinoamérica hay bajos índices de desigualdad, no obstante, esto se puede refutar mirando las estadísticas en cuanto a calidad de vida de la Organización de Naciones Unidas. 

6. Enumeración

Este tipo de organización textual se concentra en explicar una idea, información o concepto mediante un listado o enumeración de información relevante que sirva para cumplir el objetivo comunicativo.

Por ejemplo: La dependencia emocional puede responder a múltiples factores, entre ellos los más relevantes son: falta de amor propio, miedo al abandono e inseguridad. 

7. Ejemplificación

La ejemplificación, como su nombre lo indica, consiste en reforzar una idea por medio de información que sirva como evidencia de lo que se está diciendo. 

Por ejemplo: Trasnochar puede ser fatal para tu salud. Se comprobó que las personas que padecen insomnios constantes empiezan a sufrir de: Estrés, falta de energía, bajas defensas, trastornos emocionales e incluso pueden llegar a niveles de tristeza o depresión. 

8. Referencia

La referencia es un recurso que se usa para sustentar los argumentos, por medio de la recomendación de otras bibliografías o recursos especializados que sustenten la información que se está dando. 

Por ejemplo: El uso de plástico causa múltiples efectos devastadores para el planeta.Si revisamos la carta de Derechos Ambientales de las Naciones Unidas, encontramos que…

9. Recapitulación 

La recapitulación consiste en una enumeración de hechos o argumentos para mirar la linealidad, evolución o encontrar cosas que no se hubiesen podido identificar sin una mirada más detallada de los acontecimientos. 

Por ejemplo: Para explicar los efectos de las drogas, debemos recordar que como se mencionó anteriormente, una droga es una sustancia que se usa con el objetivo de generar alteraciones en el sistema nervioso con el fin de potenciar el desarrollo físico, intelectual o amplificar la percepción, entre otras. 

10. Síntesis

En los modos discursivos, se denomina síntesis a la capacidad de condensar la mayor cantidad de argumentos en la menor cantidad de palabras para poner en evidencia la parte más importante de un mensaje. 

Por ejemplo: En conclusión, una persona que medita habitualmente, tiene un mejor control de sus emociones, esto se debe a que tiene la capacidad de reflexionar sobre sus emociones y pensamientos y aprende autodominio. 

Como ves, los modos discursivos o estrategias discursivas son recursos textuales que nos sirven mucho para plantear un mensaje del modo más efectivo posible y lograr comunicaciones más claras y plenas.

De la misma manera, por medio del uso de los modos discursivos, podemos influir en el nivel de comprensión de los lectores, es por esto que conocerlos es vital si quieres comunicarte bien. 

Karla Arango
Editora, correctora de estilo, investigadora literaria y poeta.

Deja un comentario