Aprendizaje por descubrimiento: Definición y características

Al tener sus orígenes en la teoría constructivista, el aprendizaje por descubrimiento busca fomentar el desarrollo cognitivo a través de la elaboración de hipótesis y la resolución de problemas por medio de la interpretación libre, y vivencia propia del sujeto.

Este tipo de aprendizaje se ha utilizado desde hace décadas en colegios, con el objetivo de encontrar una relación entre la cotidianidad y los conocimientos que le son impartidos a los estudiantes. Fue el psicólogo estadounidense Jerome Bruner quien desarrolló esta teoría en la década de los 60, buscando promover que el alumno aprendiera por sí mismo.

Para poder entender al aprendizaje por descubrimiento, primero se deben conocer sus bases teóricas.

Bases teóricas del aprendizaje por descubrimiento

El sujeto está dotado de potencial natural para descubrir y entender el conocimiento, modificándolo en función del propio sistema de creencias.

Para entender este concepto del aprendizaje por descubrimiento, nos podemos trasladar a cualquier ambiente de aprendizaje. Es allí donde un estudiante debe comparar aquello que conoce con lo que ahora está asimilando.

Es por ello que cuando vemos noticias y ya hemos alcanzamos cierto nivel de razonamiento, consciencia y nivel educativo, tendemos a realizar comparaciones entre lo que conocemos y la información que vamos percibiendo por el medio. El resultado del aprendizaje se vuelve una construcción novedosa del aparato intrasíquico.

Crear, desarrollar o elaborar algo que en anterioridad no existía se vuelve un acto novedoso, casi extraordinario para quien lo vivencia. Esto es lo que ocurre con el aprendizaje por descubrimiento.

La elaboración de hipótesis para solucionar o dar respuestas a algún problema o situación, se convierte en una situación importante digna de recordar.

Un buen ejemplo para dar a entender este punto, podría ser aquella vez que resolvimos un problema que venía dándonos vueltas la cabeza desde hace algún tiempo, y cuando lo resolvimos nos sentimos aliviados. Sin duda alguna, haber solucionado esa situación también nos levanta el ánimo, elevándonos la autoestima.

Identificar el problema tiene su punto de inicio en el aprendizaje por descubrimiento

Imaginémonos un tren, el aprendizaje solo puede empezar un camino satisfactorio cuando todos los vagones están bien conectados y ya tengan hasta el motor calentado.

Luego de haber identificado una problemática solventable. El descubrimiento se hace consciente luego de que el sujeto encuentra solución al conflicto.

El aprendizaje por descubrimiento se desarrolla a través de un proceso de investigación y resolución de problemas.

Según lo que ya se ha expuesto, después de identificar un problema hay que buscarle solución al mismo a través de los siguientes criterios:

  • Relevancia motivacional: Debe existir un interés real por querer solucionar el problema.
  • Grado de complejidad de la tarea
  • Competencias intelectuales de individuo y conocimientos previos de la situación: No todas las personas responden de la misma manera ante los retos. Algunos necesitan mayor ayuda para comprender una situación.
  • Expectativas y motivación al logro
  • Estado emocional, autoconcepto y características de personalidad.

El aprendizaje por descubrimiento utiliza la comprobación de hipótesis como centro lógico

El planteamiento de problemas y la comprobación de hipótesis es lo que da vida al método científico y a este concepto de aprendizaje. No podemos afirmar que hemos descubierto algo, sin antes haber verificado correctamente nuestros resultados.

Un ejemplo podría ser una familia que se dirige a una excursión sin antes prestar atención a los estados climáticos, las probabilidades de que haya un accidente en la familia durante el viaje podrían disminuir en caso de haberse fijado en los reportes, pero nunca hay una fiabilidad del 100% en estos casos.

Solo los hechos, luego del viaje dirán lo que realmente ocurrió y no lo que pudo haber ocurrido. Para que una solución pueda ser catalogada como un descubrimiento, primeramente debe ser autorregulada y productiva.

En el proceso de autorregulación de la hipótesis, es el sujeto quien realiza el procesamiento más adecuado de la información y toma las decisiones que considera más acordes, para hacer frente a una situación y por lo tanto, comprobar una hipótesis.

La producción de errores normalmente se asocia al aprendizaje por descubrimiento.

Dentro de las diferentes estrategias pedagógicas como el aprendizaje por descubrimiento, el error ha sido una variable bien utilizada. Esto se debe a que exponerse ante la misma, ayuda a modificar o restablecer estructuras de carácter erróneo.

Se considera que la intervención del profesor en la creación de un esquema ideal para la solución de cualquier problema, podría limitar a los estudiantes al no profundizar en un aprendizaje realmente significativo.

Los errores son necesarios para poder establecer parámetros realmente claros entre lo que funciona y lo que no. Nuestra mente registra semánticamente significados e información de interés.

La información que nuestro cerebro almacena, es elaborada con un significado especial. Es por ello, que aunque un concepto pueda tener distintas connotaciones, siempre sabremos diferenciarlo de los demás. No es un secreto que todo aquello que nos interesa es mucho más fácil de aprender. Cuando algo nos interesa, se hace divertido abrir las puertas de nuestra mente al conocimiento.

El grado de descubrimiento esta inversamente proporcional al grado de determinación del proceso resolutivo

“Lo que realmente importa, no es cuánto tardemos en resolver el problema, lo verdaderamente importante es resolverlo”

Mientras alguien esté interesado en aprender, su nivel de autonomía incrementa, propiciando menor presencia o ayuda por parte del docente o profesor. Esto trae por consecuencia un aumento en las capacidades cognitivas asociadas a una actividad o aprendizaje en específico.

Por lo tanto, la identificación, entendimiento o resolución de cualquier problema, incógnita o paradigma está proporcionalmente relacionado a nuestra relajación mental.

Cuando nos sentimos a gusto con lo que estamos descubriendo, así no sea un tema que nos haya interesado de primera mano, tendemos a aprender todos los detalles relacionados al tema. Esto es debido a las condiciones fisiológicas que vamos creamos.

A través del aprendizaje por descubrimiento, se estimula a los alumnos a pensar por sí mismos, a plantear hipótesis y explicarlas de manera sistemática. Además, fortalece nuestro sistema cognitivo por el esfuerzo psíquico al que nos exponemos.

Por si fuera poco, estimula al estudiante a creer en sí mismo y en sus ideas, gracias al ensayo y error. Aquí, los errores no son vistos como algo malo, sino como un paso más hacia la excelencia.

Psicocode
Psicocode
Psicocode es un blog especializado en Psicología y Desarrollo Personal formado por más de 200 profesionales. Escribe a [email protected] si quieres formar parte de nuestro equipo.

1 comentario en «Aprendizaje por descubrimiento: Definición y características»

Deja un comentario