¿Por qué el deporte hace feliz a los espectadores?

Ver deporte es una de las grandes pasiones de los españoles y así lo demuestran tanto las audiencias de las retransmisiones deportivas como el precio de los derechos de televisión. Esto se explica en gran parte porque aporta felicidad a los espectadores y en este artículo queremos profundizar en ese nexo al igual que lo hicimos con la práctica del deporte y la felicidad.

Jorge Valdano definió una vez el fútbol como “lo más importante dentro de las cosas que no son importantes” y los fans de cualquier club o selección y en cualquier deporte se sentirán identificados con esta frase. Los hinchas del Real Madrid celebraron en 2002 la 9ª Champions League de su equipo con la misma intensidad que los hinchas del Atlético de Madrid celebraron su vuelta a la Primera División ese mismo año.

Y la misma alegría desatada vivieron los seguidores del Alcoyano cuando consiguieron la permanencia. Obviamente el deporte no es tan importante como el trabajo, la salud o el amor, pero es innegable que aporta una chispa de felicidad y emoción a sus seguidores imposible de sustituir por una serie de Netflix que puede gustar o no pero que no hará que alguien se vaya a la cama feliz o destrozado según su desarrollo.

El aliciente de las apuestas deportivas

Los aficionados al deporte tienen también la oportunidad de apostar y añadir más riesgo y emoción al visionado de una retransmisión. Según los datos del informe “Juego y Sociedad” publicado en 2020 por el Instituto de Política y Gobernanza de la UC3M las apuestas deportivas atraen en España a 1,3 millones de personas.

Esta cifra pone de manifiesto que muchos de los fanáticos de las retransmisiones deportivas han encontrado en las apuestas un aliciente extra. Además, en muchos casos apostar se ha convertido en una actividad de ocio en grupo en la que se disfruta pronosticando sobre las andanzas de los equipos o jugadores favoritos.

El deporte palia la soledad

Ver deporte por la televisión hace sentir a algunos espectadores acompañados y les da la sensación de formar parte de un colectivo o causa común. Y no solo por televisión, en España cientos de miles de oyentes siguen la radio deportiva, especialmente los fines de semana en que domina por completo la parrilla de las principales emisoras como Cadena SER, COPE u Onda Cero.

Deporte, familia y amistad

El deporte estrecha vínculos entre abuelos, padres e hijos y también en los grupos de amigos en los que muchas veces una retransmisión deportiva suele ser motivo para quedar o debatir. Un debate emocional y sano en el que se puede discrepar sin someter a tensión la amistad como ocurre con la política o la religión.

El deporte como mero pasatiempo

Por último, el deporte puede ayudar también a los espectadores a pasar el tiempo y ofrece decenas o cientos horas de entretenimiento cada semana a sus seguidores sin pedir nada a cambio. Para gente mayor que pasa mucho tiempo sola y que ya no tiene facilidad para leer una novela o ir al cine puede ser especialmente importante. En definitiva y al igual que con el dinero puede decirse que el deporte no da la felicidad… ¡pero puede ayudar!

Psicocode
Portal web especializado en Psicología y Desarrollo Personal.

Deja un comentario