Acabar o seguir con la relación: La terapia de pareja

Muchas parejas se plantean si acabar o seguir con la relación tras un tiempo de compromiso o después de haber pasado una época difícil que identifican como “una mala racha” de la que parecen no recuperarse. En muchas ocasiones este planteamiento no surge de una situación o problema específico, sino del desgaste tras cierto tiempo de convivencia. Tanto este como otros problemas son abordados con la terapia de pareja

La reciente situación que estamos viviendo con el Covid19 está llevando a que muchas parejas comiencen a experimentar algunos problemas fruto del confinamiento. Los pequeños encuentros que antes se producían con la pareja a lo largo del día, ahora se han convertido en una convivencia de 24 horas que puede producir un gran desgaste si no se gestiona de forma adecuada.

Cómo puede ayudarte la terapia de pareja

La ayuda profesional puede ser capaz de aportar una perspectiva global de la relación cuando surja un problema al que ambas partes no se puedan enfrentar, como una infidelidad o la muerte de un hijo. Un psicólogo especialista en terapia de pareja es capaz de ofrecer una respuesta objetiva desde un punto de vista imparcial para tomar acción directa sobre el problema.

En muchas ocasiones el desgaste no sólo se produce por el paso del tiempo, sino por la maduración progresiva de los sujetos. Esta situación suele darse frecuentemente en parejas que comenzaron su relación siendo muy jóvenes y su personalidad va evolucionando hasta el punto de que ya no conectan como antes, llegando incluso a no reconocer a la persona de quien se enamoraron porque tienen inquietudes e intereses distintos que antes compartían.

La terapia de pareja puede intervenir positivamente en una relación reconduciéndola y ayudando a ambas partes a identificarse con ellos mismos, para lo cual en muchas ocasiones es necesario que ambos miembros se conozcan y comprendan qué es lo que esperan del otro y qué pueden ofrecerle.

Identificar la viabilidad del proyecto común también es importante para definir el vínculo que ayude a determinar si es mejor acabar o seguir la relación. En muchas ocasiones la conclusión de un proyecto como puede ser la crianza de los hijos, puede actuar en detrimento de la vida en común debilitando el anclaje de unión en los intereses compartidos y produciendo falta de interés por el otro y por las actividades conjuntas.

Los problemas del confinamiento

La rutina suele ser en muchos casos la principal causa de desgaste que motiva el desinterés por la relación e induce a sus integrantes a plantearse su disolución. Cuando ocurren estas situaciones resulta conveniente despertar el estímulo inicial que les impulsaron a estar juntos antes de plantearse si acabar o seguir con la relación. Aprender a gestionar la rutina es especialmente importante cuando una pareja se enfrenta a la situación de aislamiento que actualmente estamos atravesando.

La terapia en pareja también sirve de ayuda para solventar algunos de los problemas emocionales derivados de ciertas situaciones inesperadas que surgen de manera espontánea y que suponen un trauma para quien las vive, como la muerte de un hijo, una enfermedad, o la pérdida del trabajo. Son situaciones a las que los profesionales se enfrentan a diario para reforzar el vínculo de unión de las parejas que todavía se quieren pero que necesitan el apoyo psicológico preciso para lograr el entendimiento y comprensión mutua que les ayude a superarlo.

Este tipo de situaciones (muerte de familiares, cambios laborales) se están dando en una gran proporción como consecuencia de la pandemia y es importante aprender a gestionar las emociones que suscitan para que la relación de pareja no termine quedando afectada.

En ocasiones, la terapia de pareja también tiene que enfrentarse con diferencias irreconciliables. Estos casos son mucho más difíciles de manejar, porque los miembros de la pareja han cambiado y ya no tienen cosas en común, sienten que no se identifican con el otro y desean nuevos estímulos en sus vidas.

Cuando esto sucede, la labor del profesional consistirá en determinar cómo de profundos son los cambios que esa persona está experimentando para valorar si se trata de una situación transitoria, o si por el contrario esos nuevos intereses que le desligan de su pareja definen una verdadera personalidad que ha podido forjarse con el tiempo.

El principal problema a la hora de determinar si acabar o seguir con la relación ocurre cuando es sólo una de las partes quien manifiesta sentimientos de alineación hacia la otra persona sin que sean correspondidos a causa de todos los puntos anteriores.

En estos casos la terapia de pareja se centra en procurar que la separación resulte lo menos traumática para ambos y reducir al máximo el impacto psicológico que supone una ruptura sentimental.

Psicocode
Psicocode
Psicocode es un blog especializado en Psicología y Desarrollo Personal formado por más de 200 profesionales. Escribe a [email protected] si quieres formar parte de nuestro equipo.

7 comentarios en «Acabar o seguir con la relación: La terapia de pareja»

  1. Es un tema muy delicado, sobre todo cuando la pareja no tiene buena comunicación pero tampoco hacen nada para lidiar con sus problemas. La terapia de pareja es una de las mejores opciones para superar problemas de relación, lamentablemente muchas personas aun piensan que llegar a terapia por problemas en una relación es cosa de locos y prefieren vivir en toxicidad y al final acaban lastimándose y con cicatrices mas profundas difíciles de sanar.

    Un saludo.

    Responder
  2. Siempre he pensado que en las relaciones de hoy, existen unos tópicos que hacen que se distorsione todo, y uno de los más importantes es el concepto del hiperromanticismo.

    Sólo tienes que escuchar cualquier canción de amor para darte cuenta de las estupideces que es capaz de hacer una persona por el amor que tiene hacia otra.

    Esto no es aconsejable, ni tampoco lógico, porque ¿qué lógica tendría amar a alguien más de lo que te amas tú mismo?.

    He tratado y ayudado a personas que literalmente lo daban todo por su pareja, y por ese motivo, y al esperar una respuesta equitativa por parte de la otra persona, que nunca llegaba o no cumplía con su perspectiva, empezaba el camino de la decepción y por consiguiente la rutina y el comienzo del fracaso.

    El concepto de «amor» debe ser muy distinto y cuando consigues entenderlo verdaderamente, es cuando se consigue que una relación sea tan armoniosa que roce la perfección, aún llevando una vida llena de imperfecciones.

    Un saludo.

    Responder
  3. Hola que tal soy Antonio y me gustaría saber donde puedo asistir junto con mi esposa a terapia de pareja ya que mi esposa y yo estamos re intentando seguir como esposos pero por mas que yo me enfoco en hacer las cosas bien y buscó información para mejorar, a ella parece no importarle, ojala me puedan ayudar soy de México DF gracias

    Responder

Deja un comentario