¿Puede el CBD ayudar a combatir la depresión?

Mientras que el uso recreacional de la marihuana es sin duda perjudicial, la planta de Cannabis puede ser una valiosa fuente de medicamentos ya que está compuesta por distintas sustancias con demostradas propiedades terapeúticas.

En la actualidad, los dos principales canabinoides de la planta de marihuana que son de interés médico con el THC y el canabidiol, o CBD. Estos productos químicos se utilizan para incrementar el apetito y reducir las nauseas en pacientes sometidos a quimioterapia contra el cáncer.

También pueden ser útiles en la reducción del dolor y la inflamación, en el control de las convulsiones epilépticas y posiblemente incluso para tratar enfermedades autoinmunes y cánceres. Además, no podemos olvidar sus propiedades para combatir algunos problemas de salud mental como la ansiedad, la depresión o el estrés.

A continuación vamos a ver en profundidad qué es el CBD, cuáles son sus distintos usos terapeúticos y cuál es su forma de administración.

¿Qué es el CBD?

El aceite de CBD se obtiene del cáñamo y es un compuesto completamente legal en España. Se trata de una sustancia que no es psicoactiva y que además posee un amplio espectro de propiedades terapéuticas.

El cannabidiol (CBD) es un aceite que se encuentra de forma natural en la flor resinosa del cannabis. En la actualidad son múltiples los estudios científicos y médicos que están demostrando y confirmando las propiedades terapeúticas del CBD.

Es importante señalar que, a pesar de provenir de la planta del canabis, el CBD es una sustancia totalmente segura y no adictiva.

CBD y su relación con el THC

Si no has oido hablar del CBD, es probable que el THC te resulte más familiar. El tetrahidrocannabinol o THC es el compuesto que causa la psicoactividad y probablemente sea la sustancia más «famosa» del cannabis.

Tanto CBD como THC tienen propiedades terapéuticas importantes, sin embargo actúan de manera distinta en diferentes receptores del cerebro.

Esta manera diferente de actuar provoca que, en el caso del CBD, la persona no se sienta intoxicada o mareada y sea una opción terapéutica fantástica para aquellas personas que quieran beneficiarse de las propiedades del cannabis pero sin sentir sus conocidas sensaciones psicoactivas.

Usos terapeúticos del CBD

Una de las principales características del CBD es su capacidad de inhibir la transmisión de la señal nerviosa junto a la modulación de varios neurotransmisores.

Estas propiedades ayudan a explicar la utilización más extendida del CBD que no es otra que contribuir a aliviar la depresión y el estrés. En este sentido se ha comprobado que sus afectos son similares a los de algunos antidepresivos pero dejando de lado los desagradables efectos secundarios.

Ayuda a dormir mejor

El insomnio es uno de los síntomas característicos tanto de la depresión como de la ansiedad y el estrés.

En este sentido el CBD puede ayudar a conciliar el sueño a personas que no pueden descansar de forma adecuada, alargando las horas de sueño y aumentando la calidad del mismo.

Es obvio puntualizar que el CBD puede causar somnolencia, por esta razón no está especialmente indicado para personas que por motivos laborales necesiten permanecer alerta por largos periodos de tiempo.

Una ayuda en la terapia contra el cáncer

El CBD no sólo tiene propiedades analgésicas que ayudan a disminuir el dolor, sino que también puede contribuir a mitigar los vómitos y nauseas derivados de la quimioterapia.

Beneficios ante enfermedades cardiovasculares

También se ha demostrado que el CBD posee una gran capacidad para disminuir la tensión arterial, lo cual reduce las probabilidades de sufrir infartos cerebrales o cardiacos.

Forma de administración del CBD

Para tomar CBD es necesario diluir el aceite de CBD extraído de la planta en un aceite portador. Este aceite portador puede ser de oliva, coco o girasol por citar algunos ejemplos.

Siempre será preferible seguir las indicaciones de un médico a la hora de consumirlo. Sin embargo, al ser una sustancia que podemos encontrar bajo numerosas formas y que se puede comprar sin receta, será necesario leer detenidamente las instrucciones del fabricante.

Un dato importante que debemos tener en cuenta a la hora de comprar CBD es tratar de contactar con un fabricante de confianza que nos informe de la cantidad de CBD presente en el producto.

Psicocode
Psicocode
Psicocode es un blog especializado en Psicología y Desarrollo Personal formado por más de 200 profesionales. Escribe a [email protected] si quieres formar parte de nuestro equipo.

1 comentario en «¿Puede el CBD ayudar a combatir la depresión?»

Deja un comentario