Calidad de vida para adultos con discapacidad intelectual

adultos con discapacidad intelectual

La realidad golpea de frente cuando miramos nuestro entorno y vemos el abismo de diferencias que hay entre unos y otros. Es complejo fingir hacia aquellos que son distintos a nosotros, si tan siquiera podemos huir ante nuestra propia autocrítica.

Para hablar de inclusión, hacia aquellos colectivos que precisan de necesidades educativas especiales es necesario educar la sociedad. Para ello, se debe normalizar la interacción con dicho colectivo y esto debe hacerse desde la infancia.

Dada la diversidad de necesidades educativas especiales, vamos a redirigirnos hacia aquellas vinculadas con la discapacidad intelectual en adultos con dependencia severa y/o gran dependencia.

Es cierto que existen espacios de encuentro entre escuelas ordinarias y dicho colectivo. En ellos, se realizan actividades que promueven valores como el altruismo, la empatía y la cohesión grupal, entre otros. Aun así, se debe fomentar este tipo de acercamientos, ya que existe un beneficio mutuo, creando una relación bidireccional positiva.

Valía personal positiva  

Debe ser significativo el hecho de trabajar la autovaloración positiva, mediante la apreciación de resultados en su trabajo, para poder sentirse útiles.

Por tanto, para fomentar una inclusión socio-laboral en adultos con discapacidad intelectual con dependencia severa y/o gran dependencia, se tiene que partir de adaptaciones curriculares.

En ellas, se deben trabajar con hincapié, la autonomía personal y autonomía social, así como los hábitos laborales. Es muy importante para ellos establecer rutinas para mantener la seguridad del entorno.

En los Servicios de Terapia Ocupacional, se intenta trabajar desde estas bases, estableciendo un contexto para ellos donde se elabora el rol de trabajador con obligaciones y responsabilidades.

Teniendo en cuenta que tratamos con una población envejecida, lo significativo es trabajar el mantenimiento de aquellas capacidades ya adquiridas, más que adjudicar nuevas. Aun así, no se debe dejar de lado el aprendizaje de nuevos retos.

Aunque en estos casos se puede hacer visible, la poca tolerancia a la frustración, es un medio para ofrecer estrategias para la resolución de problemas, y así favorecer la autodeterminación.

Ámbitos artísticos tales como la música, la danza, la pintura o el teatro, pueden ofrecer un vehículo para expresar emociones y promover la autoestima.

Objetivo conjunto  

Ante todo debe haber un trabajo desde el núcleo familiar y/o el servicio residencial, generando una interacción entre estos y el centro ocupacional. El objetivo es crear un círculo de apoyo y entre todos favorecer el bienestar material, físico y emocional para un correcto desarrollo personal.

En el centro ocupacional, contando con un equipo multidisciplinar, se debe trabajar simultáneamente hacia una misma dirección, sin inhabilitar las decisiones conjuntas o interrumpir los métodos de actuación. El hecho de contar con distintos profesionales debe ser beneficioso para todos.

Situación actual   

A pesar de todo, el trabajo y esfuerzo de afectados, familias y trabajadores, no es suficiente, ya que las ayudas públicas no facilitan esta carrera de obstáculos.

Han disminuido las subvenciones para realizar servicios integrales de orientación, acompañamiento y apoyo a la inserción de las personas con discapacidad.

Es muy difícil promover la participación en la comunidad cuando crecen las listas de espera para acceder a un servicio de atención diurna, cuando muchas personas tras presentar la solicitud de dependencia, siguen a la espera de su valoración y cuando se enfrentan a un copago desmedido.

No podemos hablar de inclusión, sin políticas inclusivas 

Reflexión

Debe prevalecer como principal objetivo la calidad de vida de la cual merece disponer este colectivo. Por este motivo he expuesto este acercamiento, ya que una reflexión y toma de contacto con la existencia de una situación es la base para el cambio. 

Desde mi experiencia con el trabajo realizado durante seis años con este colectivo, solo puedo tener palabras de agradecimiento hacia ellos.  La empatía innata, la cercanía de sus miradas y los abrazos regeneradores crean vínculos que familiares, cuidadores y profesionales del ámbito no podemos esconder.

Un colectivo de personas que a pesar de ser distintas, buscan lo mismo que buscamos todos, pero solamente con ayuda. Ayuda que todos también buscamos en determinados momentos.

Así que detrás de todo, solo quedamos nosotros, ya que todos deberíamos ser igual de diferentes.

The following two tabs change content below.
Anna Espelta

Anna Espelta

Licenciada en Psicología, Postgrado en Psicopatología Clínica (Universitat de Barcelona). E-mail: annaepsico@gmail.com
Anna Espelta

Últimos posts de Anna Espelta (Ver todos)

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *